Así lo ha dado a conocer tras valorar el seguimiento del desalojo en la mañana de este domingo. Por el contrario, otras 20 familias —el edificio consta de 48 viviendas pero dos estaban deshabitadas— no podrán regresar aún.

Además, de éstos últimos, ocho van a tener que esperar hasta que se lleve a cabo la obra de rehabilitación de la escalera que había sido afectada, según explicaba la titular de Fomento.

García Élez ha insistido en que, bajo el criterio de los técnicos suyos podrían haber regresado a sus casas todas las familias, que el propio informe municipal que recibieron ayer por la noche en respuesta al suyo confirmar que “no hay un problema estructural en las viviendas”, y que por eso “nosotros seguimos apostando por el realojo total”, ha dicho.

Según la consejera, así lo indican tanto los técnicos de la Junta como los de Gicamán “y ahora también lo dicen los técnicos del Ayuntamiento” de Guadalajara.

En todo caso, Élez ha incidido en que el informe de los técnicos municipales lo que permite es un realojo “parcial” de 26 viviendas y que se basa en una norma de edificación en materia de evacuación alusiva a distancias máximas entre viviendas y las escaleras.

En este sentido, ha explicado que lo que dice esa normativa es que no puede haber una distancia superior de la vivienda a la escalera de 25 metros pero por eso, ha añadido que desde la Junta van a seguir trabajando en otras medidas adicionales que de cumplirse podrían permitir un mayor realojo pese a no guardarse esa distancia.

Ya que la intención de la Junta es que, al menos de 12 familias más puedan también volver a sus pisos cuanto antes, aunque los otros ocho de momento no sea posible.

REUNIÓN CON ROMÁN

Además, la consejera ha anunciado que va a solicitar al alcalde, Antonio Román, una reunión técnica con equipos técnicos de ambas administraciones con el fin de poder trabajar en estas “medidas alternativas” con el fin de que puedan entrar esas 12 familias más cuanto antes en sus pisos.

Las viviendas que según el informe no podrán usarse de momento son las ocho que están más próximas a la escalara, de las cuales, según la consejera, los servicios técnicos municipales consideran que no van a permitir el realojo hasta que no se lleve a cabo “el arreglo pertinente a las viviendas”, ha dicho, tras incidir en que “se podría hacer”.

Por otra parte, la consejera ha dicho que de esto se está informando al centenar de personas afectadas y que el realojo ser realizará a partir de las 15.30 horas.

Élez ha incidido en que la intención de la Consejería pasa por tratar de conseguir que, lo antes posible, todas estas personas puedan regresar a sus viviendas con una garantía de seguridad que a su juicio “la tenemos”.