El Grupo Municipal de en el Ayuntamiento de Guadalajara se ha opuesto a la firma y a la aprobación de la declaración que pretendía aprobarse este lunes el Consistorio de la capital en el pleno extraordinario con motivo del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, al tiempo que ha criticado que el alcalde, , no le haya concedido el uso para explicar su posicionamiento en este asunto.

Según informa el Grupo Municipal en nota de prensa, el portavoz de Vox, , ha explicado que se había presentado un manifiesto alternativo que no ha sido tenido en consideración por el resto de la Corporación, en el que Vox pretendía “hacer una llamada al resto de formaciones políticas para que denunciaran públicamente la violencia que sufren las mujeres en muchos países, especialmente aquellos que no pertenecen a la civilización occidental”.

“También pedimos que deroguen la Ley de Violencia de Género, una ley insólita en toda Europa que colectiviza y victimiza a la mujer, vulnera la presunción de inocencia y establece tribunales sólo para hombres en contra de la igualdad constitucional de los españoles”, asegura.

Se pedía igualmente “compromiso para legislar a favor de la cadena perpetua para garantizar que no haya criminales sexuales reincidentes, así como para endurecer las penas contra los maltratadores”.

Del mismo modo, los concejales del Grupo Municipal de Vox han añadido que su partido es contrario a la Ley de Violencia de Género “porque los hombres y las mujeres son iguales en dignidad y en derechos, tal y como está contemplado en la Constitución”. “ atenta contra el principio de presunción de inocencia el criminalizar a nuestros hijos, hermanos, abuelos y amigos, por razón de su sexo, mediante tipos penales específicos para los hombres o la creación de tribunales especiales”.

Vox ha insistido en que su formación rechaza “enérgicamente los abusos continuados y el trato humillante que reciben las mujeres en muchos países donde la trata sexual, el matrimonio forzoso o la ablación son prácticas sistemáticas, que atentan contra la dignidad y la intimidad de la mujer”.

“Creemos en la igualdad de las personas y no aceptamos la colectivización y utilización electoralista que se hace de la mujer. Proclamamos que todas las víctimas son igualmente lamentables y dignas de respeto, y exigimos medidas de protección para todas ellas, sin distinción por sexo”, finalizan los ediles de Vox.