La presidencia rotatoria española, junto al resto de las instituciones europeas, ha conseguido imprimir el “nuevo rumbo económico y político que deseaban los ciudadanos de la UE para esta Europa del siglo XXI”, dijo este miércoles el ministro de Asuntos Exteriores español, .

Moratinos presidió el acto de presentación del balance de los seis meses al frente de la UE a representantes del mundo empresarial, de los sindicatos y de la Universidad, así como de ONG’s, colectivos de jóvenes y mujeres y de discapacitados, con los que la Presidencia española ha colaborado.

En este último acto del semestre, el ministro les aseguró que se recordará la Presidencia española como aquella que “puso el primer jalón para la unidad económica europea”, en referencia a la creación de un gobierno económico para mejorar la coordinación de los estados ante las crisis.

“Tenemos ya el rumbo marcado, y no se podrá hablar de que tener un gobierno económico es una idea de uno u otro país”, sino “una necesidad y una urgencia aprobada por los 27 estados miembros”, recalcó en la .

Además, asistieron al acto los ministros de Educación, ; Cultura, ; Justicia, ; y el secretario de Estado para , .

El ministro Caamaño recalcó que “la programación española en Justicia e Interior era muy ambiciosa”, e hizo hincapié en elementos que a su juicio “han marcado no sólo un avance jurídico e institucional importante, sino la definición de nuestros estados.

Según el ministro, estos seis meses se ha avanzado mucho en materias sensibles para la seguridad, pero también para la libertad”, y puso como ejemplo el intercambio de datos bancarios con EEUU (Swift).

Por su parte, el titular de Educación se congratuló de que la materia de la que él se ocupa haya sido incluida entre los cinco objetivos de la estrategia Europa 2020, junto al empleo, la innovación, el cambio climático, y la inserción social.

“Creemos que la educación debe estar en el corazón de la economía, y que debe atravesar claramente todas las otras estrategias y objetivos”, señaló.

La ministra de Cultura mantuvo que la prioridad estratégica del gobierno de España a lo largo de este semestre se puede resumir en una sola frase: “situar a la cultura en el epicentro del modelo productivo continental”. Según su criterio, se ha conseguido dar pasos positivos en este sentido.

A su vez, el secretario de Estado para la UE, Diego López Garrido, recordó que “la Presidencia no acaba hoy”, sino dentro de un año, dentro del nuevo esquema de colaboración con las dos siguientes, Bélgica y Hungría.