Bienvenido Rosa es de los que piensan que “siempre hay que estar animado”; y seguramente ésa sea la mejor filosofía para encarar el gran objetivo que se marcaba para su actual mandato al frente de APECA, que se alargará hasta 2018: hacer que el sector de la construcción funcione.

Recordando los prolegómenos de la crisis, subraya que la situación en el sector “se fue un poco de las manos; se hacía mucha obra, más luego la que se compraba para revender… y luego, el trabajador con sus dos hijos se encuentra con que, de la noche a la mañana, una vivienda de 18 millones (de pesetas) valga 40… cuando empezaron esas cosas supe que esto no iba bien (y era por el 2005 o así)… y no me equivoqué”.

Señala la Ley del Suelo como una de las causas de lo sucedido, cuando “se empezó a usar de una forma que no era la adecuada, porque se buscaba ‘controlarla’ (digamos) entre unos pocos que no se conformaban con cien y tenían que hacer trescientas… Ahora mismo se han dado cuenta de que los sectores tenían que haber sido más pequeños”, señala.

“Albacete no está para consumir todo lo que se construía entonces”

El presidente de APECA asegura que “ya no va a pasar lo mismo, porque hay mucho ‘en stock’ y preparado para hacer; ahora hay que ver cómo se vende y a quién” apunta, subrayando que “los constructores ‘de las veinte viviendas’ lo tenemos más difícil”.

Señala que la huella que la crisis ha dejado en el sector de la construcción en Albacete ha sido “muy profunda” y reitera que “aquello fue demasiado, fue exagerado… Albacete no está para consumir todo lo que se hacía entonces, yo lo veía venir”.

Sobre la situación explica que poco a poco “se van viendo grúas… pero no lo veo fácil, va a costar que esto se mueva porque hay mucha vivienda, y muchas que tienen los , y muchas de los que buscan comprar barato y vender caro…”.

Considera que para que el sector funcione hay que partir de precios de venta de vivienda razonables y recuerda haber defendido siempre que “más de 120.000 euros por una vivienda no debe de valer, porque se puede hacer” y reitera que el mayor problema estuvo “en el suelo, que fue lo que se encareció”.

Pero Bienvenido no obvia que “hay mucho aún por clarificar, muchos solares que están ahí tienen que salir a concurso, o que los tiene una entidad o un Banco… y hay que ver qué se hace con eso, quién lo compra… Tenemos que conformarnos con algo menos” dice, frente a que unos pocos constructores acaparen toda la actividad.

“Que se hicieran los sectores en Albacete ha facilitado muchas cosas, pero eran demasiado grandes”

Ve positivo que en su día se hicieran los sectores en Albacete porque han facilitado muchas cosas (por ejemplo, a la hora de levantar colegios, centros públicos, etc.), pero sí reitera que el problema estuvo en el hecho de que fueran tan grandes, porque propició que “se acapararan” y que muchos no hayan podido salir adelante.

Incidiendo en esa necesidad de hacerlos más pequeños, dividirlos, explica que ha sido trasladada así a los dirigentes en el Ayuntamiento que, nos cuenta, se han mostrado de acuerdo aunque no sea fácil llevarlo a cabo.

Cuenta que en este tiempo ha habido mucho trabajo relacionado con las reformas, la instalación de ascensores… pero “eso se termina”, y que ahora en las partes de la ciudad que no son ‘de expansión’ comienza a verse de nuevo cierto movimiento de nuevas construcciones que habrá que ver “a qué precios salen…”, esperando que la situación en este sentido tienda a normalizarse y que vaya logrando “que no haya tantos intermediarios”.

Sobre la única alternativa que hasta el momento se ha planteado para renovar el barrio degradado de , Bienvenido Rosa la pone en cuarentena; se inclina a preferir una rehabilitación en las cosas y no optar por la demolición que se ha propuesto, pero considera que hay otras zonas en estado parecido en la ciudad y que lo que se está proponiendo para Santa Teresa “es muy difícil, hay que poner de acuerdo a muchos propietarios… sería muy complicado llegar a hacer esa cooperativa para demoler…”.

Si lo desean, pueden visionar al completo esta entrevista con Bienvenido Rosa, presidente de la en Albacete -APECA-, mediante el vídeo que acompaña a este texto.