Estructurada en cuatro campus universitarios

La Universidad de Castilla-La Mancha es una institución regional, que se encuentra estructurada en cuatro campus: Albacete, Ciudad Real, Cuenca y Toledo, y extiende sus enseñanzas a las localidades de Almadén y Talavera de la Reina, así como a Puertollano. La provincia de Guadalajara y su campus está adscrita a la Universidad de Alcalá de Henares.

Creada mediante la Ley de 30 de junio de 1982, la Universidad de Castilla-La Mancha se hizo efectiva en 1985, aunque históricamente existieron diversas instituciones en lo que actualmente es el territorio de nuestra Comunidad Autónoma.

Con la creación de la Universidad de Castilla-La Mancha se integraron en una misma institución los diferentes centros universitarios existentes en la Región, que hasta el momento habían dependido de distintas universidades. A estos centros se les han ido añadiendo posteriormente facultades y escuelas de nueva creación hasta configurar lo que hoy es la Universidad de Castilla-La Mancha, con 54 titulaciones impartidas en 34 centros.

En 1982, el profesor Javier de Cárdenas y Chávarri fue nombrado presidente de la Comisión Gestora encargada de poner en marcha la Universidad de Castilla-La Mancha.

Un año más tarde, este cargo fue ocupado por el profesor Isidro Ramos Salavert, hasta 1988, fecha en la que este cargo fue ocupado por el profesor Luis Arroyo Zapatero, actualmente rector Honorario de la Universidad de Castilla-La Mancha y director del Instituto de Derecho Penal Europeo e Internacional En noviembre de 2003, a punto de cumplirse el cuarto mandato de Luis Arroyo como rector, le sucedió el profesor Ernesto Martínez Ataz, quien revalidó el cargo en las elecciones celebradas el 28 de noviembre de 2007.

Motor dinamizador de Castilla-La Mancha

La creación de la Universidad de Castilla-La Mancha ha comportado un relevante progreso social al democratizar radicalmente el acceso de los jóvenes a la enseñanza superior.

La descentralización de los campus, que dota a cada uno de ellos de una gran autonomía, tiene un gobierno central, cuyo Rectorado se encuentra en Ciudad Real y cuenta con Vicerrectorados de campus en los demás lugares.

Todo ello tejido mediante una red de fibra óptica que permite la multiconferencia entre los campus a la vez, al mismo tiempo que la totalidad de comunicaciones internas de voz y datos en tiempo real.

Lo primero que ha dado la Universidad a la Región es la posibilidad a nuestros jóvenes de formarse y aumentar sus expectativas profesionales, pero además se ha conseguido que la Universidad sea un referente , cultural y de la Región.

Actualmente, la cultura universitaria, que antes no existía en nuestra Región, impregna todos los rincones de la misma. Esto ha servido para que el conjunto de la sociedad tenga una mejor estima de sus posibilidades de futuro.

Algo importante que ha aportado la Universidad es parar la sangría histórica de los mejores recursos humanos de la Región que salían a estudiar fuera y en la mayoría de los casos no regresaban. Ahora estas personas se están instalando en los centros de investigación, en las facultades y en las empresas castellano-manchegas aportando su conocimiento y experiencia.

Asimismo, las empresas encuentran soluciones a sus problemas tecnológicos en la propia Universidad, como se puede apreciar con el desarrollo de un producto de la tierra como es el ajo o con la investigación que lleva a cabo dentro del sector vitivinícola o del azafrán, por citar algunos ejemplos emblemáticos.

Universidad de Mayores

Con el fin de promover la educación y la cultura entre las personas mayores de 50 años, la Universidad de Castilla-La Mancha creó la Universidad de Mayores José Saramago.

Esta iniciativa comenzó a gestarse en 1999 en Talavera de la Reina, donde empezó a desarrollarse en el curso académico 2001-2002 y su implantación en Albacete en 2005 supuso la total implementación de la Universidad de Mayores, con una sede en cada uno de los Campus de la .

El número de alumnos que cursan estudios en la Universidad de Mayores José Saramago demuestra la necesidad de este programa y el alto grado de aceptación de este tipo de oferta educativa, en progresivo aumento año tras año.

Se trata de un colectivo que demandaba una oferta formativa de calidad para compensar carencias o para enriquecerse cultural y personalmente, por lo que la Universidad de Mayores constituye una de las iniciativas que materializa la vocación de servicio de la Universidad a la sociedad regional, con la que se ofrece a nuestros mayores de 50 años la oportunidad de ingresar en la Universidad.

La Facultad de Medicina de la UCLM se ha convertido en referente de la sanidad española

A mediados de octubre de 1998 se hizo realidad uno de los sueños de la Universidad regional con la inauguración de la Facultad de Medicina en el edificio Benjamín Palencia, ubicado en el campus universitario de Albacete de forma provisional, mientras que se construían las instalaciones de la Facultad de Medicina en frente del Complejo Hospitalario Universitario de Albacete a las que se trasladaron en marzo de 2003. El nuevo edificio fue diseñado para contribuir a los trabajos de docencia e investigación, comunicándose a través de una pasarela con el Complejo Hospitalario Universitario, lo que facilita el intercambio práctico y docente de los dos centros.

La Facultad de Medicina y la incorporación de las más modernas tecnologías al Complejo Universitario de Albacete han convertido a esta ciudad en una de las provincias con uno de los proyectos más sólidos en Sanidad Pública de calidad, para atender con garantía y eficacia a todos los ciudadanos en condiciones de igualdad y gratuidad. Además, la Universidad de Castilla-La Mancha, a través del Centro de Investigaciones Biomédicas (CRIB), está comprometida con la implantación y desarrollo de tres grandes líneas de investigación: envejecimiento, cáncer y genética.

El prestigio del que goza la Facultad de Medicina en todo el país responde a que se hizo un buen proyecto y a una nueva metodología de aprendizaje docente, que se traduce en la formación de licenciados en Medicina con una sólida base científica, verificada por el índice de aprobados de esta Facultad en los exámenes MIR, que ronda cada año en torno al 97%, lo que la sitúa entre las mejores de España en estas pruebas.

La investigación, clave para el desarrollo

Uno de los aspectos más importantes que tiene la Universidad de Castilla-La Mancha es la investigación, que en los últimos años ha experimentado un importante ascenso, tanto en proyectos de investigación existentes como en presupuestos.

Hasta que no existió la Universidad de Castilla-La Mancha, nuestra Región no tenía acceso a presupuestos para proyectos de investigación, por lo que eran fondos que se destinaban a otras regiones que sí tenían universidad.

Por otra parte, las empresas y el sector productivo castellano-manchego, que había vivido durante mucho tiempo sin contar con el apoyo de la Universidad o teniendo que recurrir a estos servicios fuera de la Región, cada vez tienen mayor conocimiento de los trabajos de investigación que se llevan a cabo en la Universidad de Castilla-La Mancha.

Los sectores en los que más investiga la Universidad están relacionados con empresas de tecnologías de la información, sector vinícola y agroalimentario, medio ambiente, sector químico y sanitario, etc.

Por la tradición cuchillera de Albacete, la Universidad también viene colaborando con este sector, en el que se consiguió producir un bisturí quirúrgico a partir de los conocimientos de los cuchilleros albaceteños y la participación del Instituto de Desarrollo Regional. La Universidad investigó desde el metal para su fabricación hasta el estilo de desarrollar el corte. Todo el proceso, e incluso el prototipo, fue experimentado en el Hospital General Universitario de Albacete.

Actualmente, pertenecen a la Universidad Regional 29 institutos de investigación, más otros dos mixtos: el Instituto de Investigación en Recursos Cinegéticos (IREC) y el Centro Mixto de Investigación y Desarrollo de Software UCLM-Soluziona.

Relaciones internacionales

La internacionalización de la Institución es otro de los grandes retos emprendidos por la Universidad de Castilla-La Mancha, que mantiene un excelente nivel de relaciones, tanto con el resto de las instituciones académicas del país como con las extranjeras, principalmente las europeas y latinoamericanas, con las que se han establecido numerosos convenios de colaboración en materia de investigación o de intercambio de profesores y alumnos.

En el caso de las universidades europeas se ha establecido una sólida red cooperativa que se sustenta fundamentalmente en el programa Erasmus y en distintas iniciativas de investigación.

Transferencia de la investigación

La Universidad tiene dos tareas principales, la docencia y la investigación. Ambas deben redundar en beneficio y provecho de la sociedad, por lo que se hace necesaria la transferencia de la investigación al tejido empresarial, para lo cual se han creado las Oficinas de Transferencia de Resultados de la Investigación (OTRIS), canales institucionales que vinculan a las universidades y centros de investigación con empresas participantes.

Las OTRIS ayudan y asesoran en labores de I+D+i, tanto a las empresas como a sus propios investigadores, propiciando así la transmisión de conocimientos entre universidad y empresa, incluso entre las propias universidades, puesto que existe un Grupo de Trabajo, la Red de Oficinas de Transferencias de Resultados de Investigación de las Universidades Españolas (RedOtris), que, a través del intercambio de información y colaboración, hace que las universidades estén en continuo contacto para dinamizar la actividad de I+D.

La OTRI de la Universidad de Castilla-La Mancha está ayudando a las empresas a incorporar la innovación como estrategia de crecimiento. De esta forma, para las pymes y micropymes de la Región, que no tienen capacidad para generar investigación, la Universidad está funcionando como su departamento de I+D+i y, en este aspecto, la OTRI es la parte de la Universidad que da acceso a las empresas a los grupos de investigación, a fuentes de financiación, a relaciones con la administración, organizaciones o nuevos socios tecnológicos y, en definitiva, a todo aquello que pueda contribuir a un mejor posicionamiento de las empresas en el mercado.

Por otra parte, dentro de la implicación de la Universidad de Castilla-La Mancha con el mundo empresarial es de destacar los logros obtenidos dentro del programa UCLM Emprende, que depende del Vicerrectorado del Campus de Albacete y de Proyectos Emprendedores. Esta iniciativa, hoy en día plenamente consolidada, promueve la cultura emprendedora fomentando la creación de empresas desde la Universidad.

Nuevos retos para la Universidad de CLM

Entre los retos a los que se enfrenta la Universidad hoy en día se encuentran la adaptación de las titulaciones al nuevo Espacio Europeo de Educación Superior (EEES) y el proceso de constitución de las nuevas enseñanzas que se van a implantar en los próximos años, lo que permitirá alcanzar la cifra de 61 titulaciones y propiciará la incorporación de aproximadamente 3.000 alumnos más a la Universidad.

En Albacete, se incorporará Farmacia y Telecomunicaciones, así como la ampliación de Medicina; en Ciudad Real, Psicología y Medicina, posibilitando la ampliación del número de hospitales universitarios como respuesta a las necesidades de formación de facultativos en nuestra Región; en Cuenca, Turismo y Periodismo, con lo que completa la oferta técnica existente en Imagen y Sonido; en Toledo, Arquitectura y Traducción e Interpretación; y en Talavera, Enfermería e Informática.

Con esta actuación se da respuesta a las necesidades planteadas en los acuerdos de Bolonia y las demandas surgidas con el crecimiento en Castilla-La Mancha.

El objetivo es poner en funcionamiento en el curso 2010-2011 las cinco primeras titulaciones de las diez previstas: Farmacia, Medicina, Periodismo, Arquitectura y Enfermería, una en cada campus universitario. Otra de las tareas complementarias a corto plazo de la Institución académica es la de dotarse de infraestructuras que demanda hoy la Universidad y que demandará cuando se pongan en marcha las nuevas titulaciones.

La Universidad de Castilla-La Mancha ha adaptado la formación a las demandas del mercado laboral

Uno de los grandes retos de la Universidad ha sido adaptar la formación impartida al mercado laboral. Por ello, el programa educativo de cada centro universitario tiene incluido un cuadro de prácticas tutorizadas con el fin de formar titulados y profesionales a la vez, de manera que los alumnos puedan hacer prácticas laborales a lo largo de la carrera en las mejores empresas de la Región.

Dado el gran desarrollo que están teniendo las energías renovables en la Región, la Universidad de Castilla-La Mancha creó hace varios años el Instituto de Energías Renovables, situado en el campus de Albacete, que ofrece el Máster en Energías Renovables, con dos ediciones: una en Ciudad Real y otra en Albacete.

También trabajan a diario en esta dirección varios investigadores y muchos alumnos, especialmente en desarrollo de pilas de combustible, producción y uso del hidrógeno o sistemas de concentración solar, biodiésel e incluso valorización de residuos para convertirlos en biomasa.

Con esta espectacular actividad docente e investigadora, la Universidad capacita a los profesionales en los desafíos de las energías renovables, ya que la oferta de especialistas formados en la Universidad de Castilla-La Mancha en la materia es grande y la colaboración con las empresas del sector aumenta día a día.