La Responsable de en Albacete lamenta que a día de hoy la discriminación entre hombres y mujeres en el mundo rural sigue estando patente. “Si realmente existiera esa igualdad que por derecho tenemos tanto las mujeres como los hombres no existiría el feminismo, pero existe ese patriarcado” señalaba Fresneda.

Desde FADEMUR siguen luchando por conseguir que las mujeres del medio rural tengan las mismas opciones que el resto. En este sentido Fresneda señalaba que “la diferencia que existe entre una mujer rural y una que vive en una zona urbana la da el medio, las mujeres rurales tienen el doble de dificultad, están más aisladas”. Así señala que “si queremos poner un negocio y es online, muchas veces ni siquiera tenemos internet en muchos pueblos de CLM”.

Estatuto de las Mujeres Rurales de CLM

Durante la entrevista, Mari Luz Fresneda ha hablado sobre el Estatuto de las Mujeres Rurales, “que previsiblemente se presentará en primavera”. Una ley que será pionera en CLM y que pretende, entre otros objetivos, dar prioridad a las mujeres en todas las líneas de ayudas y que las entidades que representan a los agricultores y sectores implicados tengan paridad en sus órganos de decisión para recibir ayudas públicas.

En la elaboración de esta ley, FADEMUR ha tenido mucho que ver, reivindicando que el estatuto cuente con rango de ley. En relación a ello, la presidenta de FADEMUR en Albacete señala que “el que se haya presentado y esté aprobado me parece que es un adelanto y que es un trabajo para festejar, por supuesto queda muchísimo trabajo, queda mucho por mejorar ese estatuto, pero este es el primer paso”.

Mari Luz Fresneda ha lamentado que “en muchas organizaciones y muchas mujeres que es lo que más me duele, votaron porque no fuera una igualdad del 50-50, si no que fuera del 40-60, nosotros vamos a luchar por esa igualdad real”.

25% de las nuevas incorporaciones a la agricultura han sido mujeres

La Responsable de FADEMUR Albacete se ha referido también a la incorporación a la agricultura de las mujeres castellano manchegas. Los datos señalan que el 25% de las nuevas incorporaciones han sido mujeres y el 35% de las solicitantes de la PAC son mujeres. “Estamos de enhorabuena porque este año se han incrementado las cifras, las mujeres están siendo valientes y las que se meten en agricultura y ganadería vienen con una preparación muy amplia”, destacaba Fresneda.

Ley de Titularidad Compartida

Mari Luz Fresneda ha hablado también sobre la ley de titularidad compartida que entró en vigor en 2012 que permite gestionar de manera conjunta a hombres y mujeres una explotación agraria, compartiendo no sólo el trabajo sino también los derechos, cuotas y subvenciones. En este sentido señalan a CLM como la segunda región con más altas de mujeres que se acogen esta ley, pero los datos confirman, que la laye no está siendo tan efectiva como se esperaba. Como afirma la presidenta de FADEMUR Albacete, “estamos trabajando en conjunto con las administraciones para que las mujeres se den cuenta que tienen que trabajar desde la titularidad compartida, porque si no lo que hacen es seguir trabajando de manera invisible”.

La Responsable de FADEMUR en Albacete avanzaba que el 2018 ha sido un año de éxitos para la federación y las mujeres rurales de la provincia. En concreto ha destacado el proyecto “Tierra de Emprendedoras”, que ha permitido dar a conocer el trabajo de diferentes mujeres artesanas mediante ferias que han pasado por localidades de la provincia como Casas Ibáñez, Munera, Ossa de Montiel, o Cenizate.

Señalaba Mari Luz Fresneda que las participantes del proyecto “Tierra de Emprendedoras” han sido “mujeres que hacían artesanía en su casa y no pensaban que de su talento podían ser independientes y podrían tener su negocio”. Explica que en las ferias, esas mujeres “exponen y pueden ver cómo la gente valora sus productos. A la vez ellas se sienten recompensadas y se dan cuenta que no están solas, sino que hay cerca de ellas mujeres que también están haciendo proyectos, con ello contribuimos a la fijación de población en las zonas rurales”.

Un proyecto que ha dado sus frutos y que ha permitido incluso que una de las participantes haya abierto su propia tienda en Albacete capital.