2016 en Castilla-La Mancha ha sido, en palabras de Ruiz Santos, el año del comienzo de “la recuperación económica y social, como le gusta decir a nuestro presidente, ”. Afirma que delegado provincial de la Junta de Comunidades en Albacete que “venimos de una etapa anterior (con el ) que fue totalmente distinta porque fue de destrucción, mientras que ésta está siendo de reconstrucción”.

Señala que “se ha recuperado el pulso en muchas políticas como, por ejemplo, la del empleo, apostando por la recuperación de los planes de empleo que el había eliminado; cerca de 20.000 personas han trabajado en las distintas líneas del Plan Extraordinario por el Empleo, personas que no tenían ningún tipo de prestación y que, gracias a él, han tenido una oportunidad de trabajo durante seis meses”.

También se refiere a “la reconstrucción de líneas de apoyo a empresas para que puedan instalarse (y este mismo lunes acabamos de conocer que una gran empresa que se instala en C-LM, frente a aquellos años en los que las empresas se iban de la región”. Cita, en este sentido, al Programa Adelante que “ya ha invertido más de 20 millones de euros y que tendrá una nueva dotación de otros 45 millones de euros en 2017”.

En Sanidad ensalza la recuperación de profesionales a través de la contratación y se felicita porque finalmente el Gobierno central no ha recurrido la oferta de empleo público que permitirá crear 1.030 nuevas plazas para los profesionales sanitarios en la región. En materia de Educación, señala la “la apertura de escuelas rurales que habían sido cerradas, la contratación de docentes, la reducción de ratios…”.

Factores que forman parte de un balance “que no tiene que servirnos para la autocomplacencia de que todo está hecho, porque ni mucho menos; es un camino que hemos iniciado y que tiene que servir para que la recuperación se vaya acelerando en los próximos ejercicios”.

El coste de indemnizaciones por incumplimientos de contratos por parte del anterior Gobierno regional

Recientemente García-Page aseguraba que “la tijera de Cospedal” había costado a la región “unos 140 millones de euros”, cantidades que el delegado explica que son, en su mayoría, fruto de indemnizaciones a las que el Gobierno actual está teniendo que hacer frente por la paralización de obras (e incumplimientos de contratos) de aquel momento, lo cual ha sucedido por ejemplo según Ruiz Santos “con los 7 millones de euros que hemos tenido que pagar como consecuencia de la paralización de los dos sub-tramos que estaban ya adjudicados de la conexión por el Júcar entre Albacete y Cuenca” o como sucede también “con la empresa que ha retomado las obas del (que tiene compromiso de finalizar, antes de abril de 2017, la primera parte que tenía contratada y que se corresponde al parking y la pasarela que conecta con la ) y que ahora está reclamando 10’7 millones de euros porque el Gobierno de Cospedal paralizó esta infraestructura; esperemos que fruto de la negociación la indemnización a pagar sea menor pero, en cualquier caso, es mucho dinero que estamos teniendo que pagar porque se paralizaron muchas cuestiones que lícitamente se habían conseguido y puesto en marcha”.

las recurrentes críticas vertidas desde el PP con el tema de las obras del (que, según los Populares, no se están acometiendo), Ruiz Santos subraya que “una obra de este calibre no se hace en seis meses o en un año, sino que necesitaremos entre tres o cuatro años para poder concluirla; además, con la particularidad de que hay que hacerlo mientras el hospital sigue funcionando; hoy mismo los trabajadores de la obra están en la faena, pero en la primera fase que se tenía adjudicada; a partir de ahí, iremos contratando las distintas partidas, las distintas obras y servicios, para que al final tengamos esa infraestructura; es muy triste que el PP niegue que se está trabajando, y lo que tendría que hacer es empezar por decir por qué decidió paralizar el Plan Director del Hospital”, subraya.

“Frente a unos años en los que perdíamos empleo, ahora nos encontramos con 40 nuevos puestos de trabajo creados al día en la región”

Este mismo lunes, el presidente de Castilla-La Mancha ha anunciado otro gran acuerdo regional para incentivar la contratación a personas con discapacidad y, hace pocas jornadas, rubricaba un pacto con agentes sociales destinado a los autónomos que ya ha recibido un buen número de solicitudes (especialmente en el territorio albaceteño).

“La provincia de Albacete siempre ha sido muy dinámica -apunta el delegado-; este pacto se ha creado de la mano de los empresarios y de los sindicatos, si no, no se podría hacer; Cospedal fue incapaz de firmar con ellos ningún tipo de acuerdo mientras que el presidente García-Page, en apenas 16 meses ha firmado bastantes acuerdos que ya se están poniendo en práctica”.

Concretamente para este reciente pacto en materia de autónomos y emprendedores, “ya se han presentado casi 3.000 solicitudes y más de un 35% son de la provincia de Albacete”. Pone sobre la mesa, en materia económica, el estudio del que” avanza un crecimiento del 3’1% del PIB en España para 2017 y, en Castilla-La Mancha, lo fija en un 3’3%”, y señala que junto a la apuesta pública es necesario mejorar las condiciones que permitan que la iniciativa privada sume esfuerzos en este sentido y ayude a ese crecimiento que se desea; “es lo que estamos haciendo, modestamente y poco a poco, pero va a ir dando sus frutos”, afirma.

El propio presidente regional ha asegurado que 2017 será un año importante en relación a la llegada de importantes empresas a la región y que Castilla-La Mancha será la Comunidad Autónoma que ofrezca unas mejores condiciones a los empresarios interesados en venir hasta aquí (tanto en términos de ayudas como de suelo industrial); al hilo de esto, señala Ruiz Santos que en esa misión es fundamental también la implicación de los Ayuntamientos “que han visto cómo buena parte de muchos de sus polígonos no estaban activos porque no había interés de empresas por venir”, una situación que ha intentado comenzar a cambiar el Plan Adelante con ayudas que han dado algo de aire a las empresas que, a su vez, han vuelto a dar vida y actividad en esos polígonos en lo que se convierte en una interesante “retroalimentación”.

Todo esto ha originado que “frente a unos años en los que perdíamos empleo, ahora nos encontramos con 40 nuevos puestos de trabajo creados al día en la región durante 2016; hay que crear las condiciones para que los empresarios se sientan cómodos y generen empleo, un empleo de calidad (y ojalá tenga muy poca vida la reforma laboral que ahoga mucho a la clase trabajadora)” dice, afirmando entender “por supuesto” las razones que han llevado a los sindicatos a movilizarse a nivel nacional este pasado fin de semana, porque “necesitamos más trabajo, mejor remunerado y con más calidad, y eso pasa porque el reparto de riqueza; nadie aquí quiere que a los empresarios les vaya mal, al contrario: lo que queremos es que al mismo tiempo que les vaya bien a ellos, les vaya de igual forma a los trabajadores”.

Ruiz Santos confía en que no tarde en llegar el acuerdo en torno a los presupuestos regionales para 2017

En líneas generales (no sólo sobre este 2016 sino sobre lo que va andado de legislatura), Ruiz Santos destaca, sobre todo, que “lo importante era escuchar a la gente, hay que hacer todos los esfuerzos para intentar ayudarla (especialmente a aquella que peor lo pasa); a veces no hemos podido llegar a todo el mundo en las soluciones, pero era básico escuchar y empezar a hacer cosas y poner el acento en esas ayudas más básicas; la cercanía ha de ser total para decir las cosas como son y acorde a la realidad del momento”.

Asegura sobre el proyecto de presupuestos regionales para 2017 que “está bastante maduro, muy estudiado, y sólo queda perfilar la negociación (al margen de los trámites pertinentes para la aprobación)”; confía en que las cuentas autonómicas no tardarán mucho más en definirse y subraya que muchas de las cosas que Podemos planteaba como necesarias para apoyarlas (caso de la garantía de renta), “ya las llevábamos nosotros en nuestro programa electoral, por lo tanto es cuestión de tiempo (y creo que de poco tiempo) que lleguemos a un acuerdo; apelo a la responsabilidad (me consta que la hay) para que al final tengamos ese documento que necesitan los habitantes de esta Comunidad Autónoma”.

La comida menos tradicional del PSOE por Navidad

(Desde el minuto 19’30’’)

En el tramo final de la entrevista conversamos sobre el presente (y el futuro próximo) del Partido Socialista en el territorio albaceteño que, además, ha pasado a la primera línea informativa tras la celebración (este sábado, 17 de diciembre) de la tradicional cena navideña el Partido que estuvo marcada por dos cuestiones: las ausencias de muchas caras conocidas en la formación (varias de ellas, con cargos políticos en vigor) y por el anuncio de Ramos de optar a revalidar su secretaría general provincial llegado el momento.

Sobre las ausencias, Pedro Antonio cuenta (él no faltó en la cita) que “era una comida tradicional que al final no acabó siéndolo; por encima de las caras conocidas que fueron o no fueron (que hubo más de los que no fueron), no debemos olvidarnos de aquellos cuyos apellidos no se conocen tanto, de muchos militantes que faltaron; la noche de antes el PP reunión más de 500 o 600 personas en su cena, y nosotros apenas fuimos más de 150… me da mucha pena pensar que fueron muchos más los militantes y simpatizantes que no fueron que los que fueron; es evidente que debe existir una desafección entre la militancia de la provincia de Albacete y los órganos que convocan a esa comida (porque, de lo contrario, habrían ido); yo estuve muy a gusto, eso también hay que decirlo, aunque no acabase siendo esa comida tradicional de otros años (por el número de asistentes y por otras cuestiones que ocurrieron)”, dice.

Explica que todos los que estaban allí son socialistas y quieren al Partido, pero afirma quedarse con la causa de que otros muchos no asistieran: “Creo que en este momento hay una brecha importante y no la podemos negar, no pasa absolutamente nada; nadie reclama que todos tengamos que pensar lo mismo (eso es evidente) y no hay ningún problema en sentarnos en la misma mesa, pero quizás la distancia que se provoca cuando no hay diálogo, cuando nadie levanta el teléfono, cuando no se llama y no se está atento a lo que está ocurriendo en muchos órdenes de la vida cotidiana, municipal o del Partido en muchos rincones… pues al final crea un desapego y una desafección entre una parte y la otra”.

“Creo que el error ha estado en intentar trasladar lo que ha ocurrido en otros ámbitos del Partido (en el ámbito nacional) al ámbito más local, no se ha sabido separar una cosa de la otra”

Dice referirse, al afirmar eso, “a la actual dirección” (de la que recuerda que forma parte): “Yo, como miembro de la Ejecutiva Provincial, no me sentí lo suficientemente arropado (aunque estuve muy a gusto con el 100% de los que allí estábamos), pero es evidente (y no podemos negar las cosas) que hay una distancia que en este momento creo que es perfectamente salvable (sin duda alguna), pero alguien tiene la responsabilidad también de juntar en la mesa y en la palabra a aquellas personas que opinan cada cual de un modo sin que haya problema”.

Pedro Antonio Ruiz Santos afirma que “el año 2017 va a ser un año complicado en el sentido de que habrá congresos (desde lo federal a lo provincial)” y explica que “esa tensión que se genera cuando todo el mundo está (digamos) en un pre-congreso no se debería haber trasladado a lo que es la militancia de Albacete (hacer ‘buenos y malos’, hacer ‘moros y cristianos’, ‘el que está conmigo es buen socialista y el que no está no lo es…’), estas cosas no ayudan, y yo creo que el error ha estado en intentar trasladar lo que ha ocurrido en otros ámbitos (en el ámbito nacional) al ámbito más local, no se ha sabido separar una cosa de la otra y lo que es una opinión que se produce cuando uno elige en primarias, ha acabado con que se sea ‘de un sitio’ o se sea ‘de otro’… y eso no es así; se es o no se es durante un tiempo pero, cuando se vota, se acaba, y aquí eso no ha acabado así”.

“Lo que está claro es que existe una desafección (alguien lo llama desunión), y el responsable de esa desunión o desafección es realmente quien está en el puesto en estos momentos”

Sobre la otra gran noticia de esa comida (el anuncio de la decisión de Manuel González de volver a optar a la Secretaría Provincial del Partido), Ruiz Santos asegura que “el actual secretario general está en su derecho, sin duda alguna, ha decido hacerlo de esa manera y está en su derecho; quizás yo u otros muchos hubiéramos decidido hacerlo de otra manera y en otro ámbito, quizás también, pero tan loable es una cosa como otra… aunque si se hace en un ámbito orgánico (se convoca una Ejecutiva Provincial, se muestra cuál es el interés, se habla, se conoce…) pues parece que es un poco más adecuado, frente a intentar buscar un escenario en el que dar una gran noticia y, lamentablemente además, rodeado de pocos (porque parece que es una noticia para pocos y un aviso para muchos, y eso no es así)”.

Asegura que “no estamos ahora mismo en un proceso congresual” que, añade, será “después del regional que, a su vez, será después del federal… por lo tanto, queda mucho tiempo; si se producen esos anuncios yo los entiendo, y también han de entender que yo los hubiese preferido de otra manera: compartirlo, decirlo, hablarlo (porque no hay ningún problema), pero él lo ha decidido así y yo no tengo mucho más que decir; imagino que cuando llegue el periodo congresual, donde se presentan avales y candidaturas, estoy más que convencido de que lo hará formal donde le corresponda”, añade.

Mucho se ha comentado estos meses de atrás que Ruiz Santos puede ser uno de los rostros que pongan cara a una (ahora segunda) candidatura a la Secretaría Provincial del PSOE. Al preguntarle si (sea cual sea), tiene ya tomada su decisión, responde con un rotundo “no, no la tengo”. Agradece a quienes piensan que puede liderar una alternativa y a todos aquellos que afirman que le han pedido que dé el paso, pero explica estar convencido de que “hay que tomar las decisiones cuanto más consensuadas y sopesadas, mejor; yo no me esconderé si en un momento determinado tengo que dar ese paso, por supuesto que no” pero prefiere no adelantar acontecimientos: “Si digo que no, abro ya una línea de trabajo para algunos; si digo que sí, abro otra línea de trabajo para otros… y no creo que sea el momento; ahora lo que hay que hacer es, que la gente que tiene responsabilidad (que es la Ejecutiva Provincial) se siente a solucionar esta cuestión que se ha abierto, porque lo que está claro es que existe una desafección (alguien lo llama desunión), y el responsable de esa desunión o desafección es realmente quien está en el puesto en estos momentos (aunque se busque culpables en todas las partes, que seguro que los hay), realmente la responsabilidad es de quien está en esa dirección, y en este momento no voy a abrir ninguna línea de trabajo para ningún sector ni en un sentido ni en otro; cuando tenga que tomar la decisión la tomaré, y entonces lo haré sopesando muchas circunstancias y, sobre todo, mirando el interés de mi Partido”.

“Más de una” candidatura

Igual que ni niega ni afirma que él pueda encabezar una candidatura, sí afirma que “va a haber más de una”. ‘¿Y más de dos?…’, le preguntamos: “No lo sé; una es la que ya tenemos encima de la mesa pero, al menos otra (no sé si ‘otras’) le puedo asegurar que sí va a haber”.

Explica que “si tomara esa decisión y fuera por la unanimidad más grande posible, ése sería el punto de inflexión; aquí lo que hay que hacer es trabajar por el Partido y hacerlo lo mejor posible, y lo primero que hay que hacer es escuchar a todo el Partido (no solamente a los que estábamos allí, porque el Partido es más grande, no somos las 150 o 160 personas que estábamos allí); si llegado el momento y escuchado el conjunto he de tomar una decisión de ese tipo, es porque en ese momento (tuviera más o menos ganas o más o menos fuerzas) sería porque la responsabilidad me llevara a ese punto y entonces, por supuesto, lo haría con todas mis fuerzas”, concluye.

Si lo desean, pueden visionar al completo esta entrevista con el delegado provincial de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha en Albacete, Pedro Antonio Ruiz Santos, a través del vídeo que acompaña a este texto.