La Institución provincial compromete su ayuda económica con el para el cumplimiento del proyecto denominado ‘Prevención de riesgos físicos y psicosociales para personas mayores’, según ha informado la Diputación en nota de prensa.

El presidente provincial ha atendido las explicaciones de la metodología utilizada, basada en medios audiovisuales e informáticos, destinados a ayudar a la formación de nuestros mayores en la adquisición de nuevos conocimientos, que se completan con la reedición de la guía de Prevención de riesgos físicos y psicosociales para personas mayores.

La colaboración con la Diputación de Toledo permitirá a los responsables del Colegio Oficial llegar a 30 localidades y la edición de 2.000 ejemplares de la guía.

Desde el colegio, para atender las necesidades de los mayores se priorizan aquellos municipios más pequeños de la provincia y se cuida que exista una compensación de las acciones por comarcas, de modo que todas se vean representadas y participen de las actividades propuestas.

Para el presidente provincial, es importante que la Diputación de Toledo contribuya a la labor de los educadores sociales que ejercen su trabajo en Castilla-La Mancha, pues con su trabajo impulsan la promoción, gestión y mejora de los servicios y programas educativos y sociales.