Así lo ha indicado en declaraciones a los medios desde la sede de los socialistas castellano-manchegos en y arropado por su jefe de camapaña, , así como distintos consejeros de su Gobierno como , Ángel Felpeto, , Nacho Hernando y el secretario provincial del PSOE en , Álvaro Gutiérrez.

Según ha señalado, hoy quiere renovar la fórmula con la que el PSOE “desalojó” del Gobierno regional a hace dos años. “Lo que me permitió aguantar la etapa más oscura y la hostilidad fanática del PP fue la enorme unidad que tuve durante esos años y que va a ser determinante para ganar dentro de dos años”, ha subrayado.

“Unidad en torno a un gran objetivo, que no significa que no haya diversidad pase lo que pase en Madrid y en el resto de España. Unidad que pasa por mantener el proyecto de reconstrucción y de recuperación después de los años de Cospedal”, ha manifestado el presidente de Castilla-La Mancha.

A ello ha unido que tiene que haber “una permanente renovación” interna y que quiere seguir incrementando no sólo el número de militantes sino también la participación de los mismos y su “implicación social”. “Me eligieron en el último Congreso para desalojar a Copedal y ahora me han elegido para renovar el compromiso electoral dentro de dos años”, ha agregado.

EL AÑO “MÁS DIFÍCIL”

Para García-Page este ha sido el año más “difícil de la historia del PSOE” aunque cree que este es un buen final. “Mañana podremos celebrar un 1 de octubre completamente distinto, espero que además lo podamos celebrar en el conjunto de España habida cuenta de lo que tenemos pendiente”, en referencia a la convocatoria de referéndum en Cataluña.

“Es absolutamente maravilloso contar con el apoyo de los ciudadanos, pero contar con la confianza, el apoyo y el cariño de los propios y de la familia es sencillamente imprescindible”, ha señalado, para después mostrar su “enorme gratitud” a toda la gente que le ha acompañado “en esta batalla interna” y destacar su “trabajo impecable en todos los sentidos”.

A preguntas de los medios y tras señalar que ya ha hablado con el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, quien le ha dado la enhorabuena, García-Page ha indicado que el equipo de los socialistas será el que salga del Congreso regional a celebrar en las próximas semanas y que no va a hacer “ninguna cábala”. “Será un equipo unido”.

Según ha valorado, el resultado —que ha confesado que creía que iba a ser más bajo en su caso— ha sido “contundente y claro”. “Es muy equivalente al que buscamos en avales y es importante porque significa que la gente ha expresado en secreto lo mismo que en público”, ha sostenido.

Por último, ha dicho que el próximo Congreso regional del partido tiene que servir para “ir mucho más allá” y que su compromiso es que esta cita signifique “la entrada al proyecto de los siguientes cuatro años”. “Creo que es un buen día para la región porque este resultado fortalece al Gobierno y un planteamiento de estabilidad en torno a la centralidad que representa el PSOE en la región”, ha concluido.