El concejal de Educación y Cultura del Ayuntamiento de Toledo, , ha presentado este viernes en rueda de prensa los pormenores de esta iniciativa junto al director de este encuentro, el escultor , y a la presidenta del Círculo de Arte de Toledo, .

La plaza del Ayuntamiento de la capital castellanomanchega acogerá esta “atronadora” cita cultural que se desarrollará entre las 9.00 y las 17.00 horas de este domingo y en la que los escultores trabajarán con troncos de madera resultantes de árboles que no se han talado para esta finalidad sino que provienen de derrumbes, derribos o ampliaciones de vías.

El concejal de Educación y Cultura ha avanzado que los trabajos van a ser cedidos a la ciudad y se ubicarán en el espacio que decida el Consistorio en aras de “enriquecer en lo contemporáneo el rico patrimonio toledano”.

“DIEZ AÑOS DE SILENCIO”

Para Juan Giordano, recuperar esta actividad es “un sueño hecho realidad tras diez años de silencio”, pues estas jornadas nacieron en 2006 en la capital regional y se celebraron hasta 2008 convirtiéndose así en un “evento con entidad propia”. Tal fue la acogida que el director de la con Motosierra ha dicho que la gente en la calle pedía la vuelta de este encuentro entre escultores.

Además, ha indicado que los escultores cuentan con una amplia trayectoria y elaborarán piezas figurativas o abstractas, en función de su estilo. Dos de ellos son españoles pero también uno llegará de Bulgaria, otro de Rumanía y otro más de Argentina, el propio Juan Giordano.

Lo más difícil para los artistas va a ser, a juicio de Giordano, “luchar” entre la materia, la madera, y el deseo creativo, un “enfrentamiento” en el que la motosierra desempeñará un papel decisivo, pues “implica mucha adrenalina y el escultor tendrá que estar constantemente frenándola”.

Pero la ambición del director de la quinta edición de esta actividad internacional que aúna escultura y patrimonio, pues los participantes esculpirán delante de la Catedral Primada, va más allá de mantenerla en los próximos años, dado que el objetivo es convertir esta iniciativa cultural en el “mejor simposio de madera de Europa” y que su duración pase de un día a una semana.

Algo que comparte Teo García, tanto es así que ha desvelado que el Ayuntamiento de Toledo apenas aporta 1.500 euros a esta jornada de talla en madera con motosierra, debido a que el resto lo aportan las diferentes entidades patrocinadoras del evento.

Por su parte, Rosa Hortelano ha destacado el valor de los creadores que esculpen con motosierra, una herramienta de “difícil manejo” ya que “hay que tener las ideas claras para que, con un mínimo esfuerzo, se exprese lo que dicen con sus esculturas”.