La pista de la de la capital regional ha acogido este sábado el VII Control de Marcas del ‘San Ildefonso Mediolanum’ en el que han participado cerca de 500 atletas, entre ellos el velocista internacional toledano y el campeón paralímpico en Río 2016, .

Una cita deportiva que ha contado con la colaboración del Ayuntamiento de y que ha respaldado con su presencia el concejal de Deportes, Juan José Perez del Pino, quien ha felicitado personalmente a los dos reconocidos atletas al mismo tiempo que les ha agradecido su asistencia a este Control de Marcas de Toledo.

Tanto Búa como Descarrega, acompañado de su guía , han competido en los 300 metros lisos, una prueba que ha ganado el atleta toledano con un registro de 33.90. Además de esta carrera se han desarrollado otras muchas a lo largo de la mañana de diferentes longitudes en categorías masculinas y femeninas y tests de saltos de longitud y lanzamiento de peso.

El Control de ‘San Ildefonso’ se ha convertido en una referencia por estas fechas para muchos atletas, cuyo objetivo es calibrar cómo marchan sus entrenamientos. Es el caso de Lucas Búa que se prepara para competir en el Campeonato del Mundo que se celebrará en octubre en , Catar, tras conseguir un bronce en el Europeo del año pasado de en el relevo de 4×400 metros.

Por su parte, el atleta con discapacidad visual Gerard Descarrega centra ahora todos sus esfuerzos para preparar su camino a 2020. De su palmarés destacan sus títulos de campeón paralímpico en 400 ml Río 2016, campeón del Mundo en 2017 y campeón de Europa en Berlín 2018.

El evento deportivo ha culminado con una entrega de trofeos a las mejores marcas masculina y femenina del control, además de medallas para las pruebas escolares. La cita ha contando con la asistencia de numerosos toledanos y toledanas que no han dudado en pasar la mañana en la pista de la Escuela de Gimnasia para animar a los competidores.

”> “> “>