Así se lo va a plantear a las patronales en las diferentes mesas de negociación de los convenios colectivos que aún están pendientes por cerrarse este año y en lo sucesivo, con el objetivo de “evitar una utilización abusiva y desenfrenada de las contrataciones temporales y a través de ETTs, que suponen la precarización de las condiciones de trabajo”, ha informado en nota de prensa el sindicato.

En este sentido, ha denunciado que gran parte de las contrataciones temporales se realizan en fraude de ley y en condiciones laborales muy precarias para los trabajadores y trabajadoras.

También en las contrataciones a través de las ETTs las condiciones laborales son peores que las que se realizan directamente a través de la empresa principal, dando lugar a trabajadores que desempeñan unas mismas funciones en un mismo centro de trabajo, pero con condiciones laborales muy distintas.

“Uno de los grandes problemas de nuestro mercado laboral, además del desempleo, es la precariedad de las condiciones laborales, con una elevada contratación temporal en comparación a los contratos indefinidos”, ha añadido CCOO.

Según el sindicato, de los 119.891 contratos registrados en el mes de septiembre, 116.097 son temporales, lo que supone el 96,8%, y 3.794 indefinidos, esto es, el 3,16%. “Si tenemos en cuenta el cómputo de todo el año, desde enero hasta septiembre tan solo el 8% de los contratos han sido indefinidos”, han denunciado.

“Los años de crisis económica y la reforma laboral han contribuido al auge de la precariedad laboral con un aumento de la contratación temporal, de rotación en el empleo, encadenamiento de contratos, contrataciones a tiempo parcial no deseadas”, ha condenado CCOO, que por ello ha exigido acabar con la cultura de la temporalidad y la precariedad como forma de contratación.

Y es que defiende que la contratación temporal debe ser algo excepcional, atendiendo a causas justificadas y en función de las necesidades coyunturales, pero no puede ser la norma en el acceso al empleo, la forma ordinaria de acceder a un puesto de trabajo debe ser la contratación a tiempo indefinido, el empleo estable, de calidad y con derechos.

“El ordenamiento jurídico obliga a demostrar esa necesidad temporal y a respetar una serie de exigencias a la hora de realizar cada contrato.Por ello, vamos a plantear a las patronales que en los convenios colectivos se incorporen medidas, negociadas con los sindicatos, para regular la contratación laboral con el objetivo de garantizar la estabilidad en el empleo”, ha reiterado CCOO.

Este es uno de los aspectos que se ha abordado en el plenario de Acción Sindical celebrado en con delegados y delegadas sindicales encargados de la negociación de convenios colectivos, donde también se ha analizado el estado de la negociación colectiva en la provincia, la negociación de planes de igualdad en las empresas o el registro de la jornada laboral.