Caja Castilla La Mancha y la Asociación Provincial de Padres con Niños y Adultos con Discapacidad Intelectual de Toledo (APANAS) han firmado un convenio de colaboración para financiar parte del equipamiento de la cocina del nuevo Centro de la Asociación. Un acuerdo que han rubricado el Presidente de APANAS, José Luis Serrano Pavón, y el Director de Zona de CCM en Toledo Ciudad, Alfonso López Blanco, acompañados de la Gerente de la Asociación, Sagrario Balmaseda, y la Responsable Comercial de CCM en Toledo, Rebeca Nogales.

APANAS inauguraba el pasado mes de noviembre su nuevo Centro de Día y Residencia “Condesa de Rocamartí” en Toledo y en sus primeros meses de funcionamiento, ya se han cubierto el total de las plazas de residencia y cerca del 80 por ciento del centro de día. Para la puesta en marcha de estas instalaciones era imprescindible la inclusión de determinados elementos de seguridad en la zona de la cocina, los cuales ha financiado Caja Castilla La Mancha.

Según los responsables de APANAS, el apoyo de la Caja ha resultado “básico” para la construcción del centro, ya que la entidad ha aportado diversas subvenciones desde el inicio del proyecto en 2002. Además, la entidad ha puesto en marcha un Aula de Estimulación Multisensorial integrada en el propio edificio que, con unas innovadoras instalaciones, facilitará a sus usuarios el aprendizaje y las relaciones con el medio social y afectivo.

Este innovador proyecto de CCM tiene una efectividad ya contrastada y experimentada en el campo de la Educación Especial con excelentes resultados. Un Aula de Estimulación Multisensorial es un espacio físico con materiales diseñados para que los usuarios estén expuestos a estímulos controlados, con el objetivo final de favorecer su nivel de integración sensorial.

El Centro de APANAS “Condesa de Rocamartí”, situado en la calle Oslo de Toledo, es un referente de calidad e innovación en la atención a las personas con discapacidad intelectual. Un recurso muy demandado por gran número de familias que prestará servicio a cerca de cien personas de toda Castilla-La Mancha.

El edificio cuenta con 3.500 metros cuadrados y está dividido en tres unidades de atención: una residencia y dos centros de día, uno de ellos para personas discapacitadas mayores de cincuenta años y otro para personas con discapacidad intelectual gravemente afectadas.

Caja Castilla La Mancha, entidad vinculada de forma estrecha con la vida cultural, social y económica de la región, colabora permanentemente con las distintas asociaciones de ámbito territorial. APANAS TOLEDO es una organización no gubernamental y sin ánimo de lucro, cuyo principal objetivo es cubrir las necesidades y mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad intelectual.