Esta cifra supone más el doble de las fotos recibidas que en el primer concurso, celebrado el pasado año con motivo del Año Melque, y con el Sitio Histórico como referencia, según ha informado la Corporación provincial en nota de prensa.

La ha valorado el alto nivel de las instantáneas presentadas, correspondientes a un total de 95 fotógrafos, que han respondido a la convocatoria con propuestas “innovadoras y sugerentes, que pondrán muy difícil la decisión del jurado, que deberá deliberar sobre los ganadores el próximo 8 de noviembre”.

El Gobierno provincial vuelve a apostar por la creatividad de los artistas, al tiempo que ensalza aspectos culturales y patrimoniales de la provincia de Toledo.

Los castillos de la provincia de Toledo se han convertido así en fuente de inspiración para la realización de fotografías, que deberán haber sido realizadas de modo analógico o digital, pero sin manipulaciones o añadidos artificiales ajenos a la imagen.

El motivo del concurso es poner en valor el papel de las fortalezas toledanas, construidas para constituir comunidades en torno a sus murallas y fomentar así el asentamiento de pueblos y ciudades, la mayoría de las cuales han llegado hasta nuestros días.

Los miembros del jurado, formado por representantes de la Diputación de Toledo y de la Asociación Fotográfica de Toledo (AFT), decidirán el reparto de los premios, consistentes en 600 euros para el primero, 400 euros para el segundo y 200 euros del tercero, todos ellos acompañados por un diploma acreditativo y por un lote de libros, que serán entregados en un acto oficial el 29 de noviembre.

Las entidades organizadoras del concurso se reservan, en función de la cantidad y calidad de las fotografías presentadas, la posibilidad de premiar a todos los participantes con la organización de una exposición.