Así lo ha expresado durante el día inaugural de las jornadas informativas sobre la convocatoria de ayudas a la rehabilitación edificatoria que se ha celebrado en y a la que sucederán otras cuatro, una por provincia, según ha informado la Junta en nota de prensa.

García Élez ha estado acompañada por el director general de Vivienda y Urbanismo, , en una jornada que ha contado con casi un centenar de asistentes, entre secretarios de ayuntamientos, alcaldes, representantes de Colegios Profesionales del sector, asociaciones vecinales, colectivos del Tercer Sector o entidades financieras.

En este sentido, la consejera ha explicado que esta convocatoria se desarrollará durante los años 2018 y 2019 y cuenta con un montante económico de 10,3 millones de euros. Las solicitudes podrán presentarse hasta el final del presente año.

“Como Gobierno regional lo que queremos es que no sobre ni un fondo, sino que todo se destine a cubrir las necesidades de los ciudadanos, de las asociaciones del Tercer Sector que nos está pidiendo rehabilitar sus centros”, ha dicho.

La titular de Fomento del Gobierno regional no se ha olvidado de comparar los datos actuales en esta convocatoria con la etapa anterior. De esta forma, se ha referido a las más de 11.000 ayudas por valor de 17,6 millones de euros que ya se han concedido durante la actual legislatura, sin tener en cuenta la actual convocatoria, mientras que, por el contrario, durante el anterior mandato solo se concedieron 134 ayudas con una inversión de 200.000 euros. Una muestra del “giro radical” en la política para “ayudar a quien más lo necesita”, en necesidades tan básicas como permitir la accesibilidad, mejorar la eficiencia energética o la seguridad en los edificios, ha señalado.

NOVEDADES

Además de la ayuda que puede recibir cada comunidad de vecinos beneficiaria, como novedad, se contemplan ayudas adicionales y personales en los supuestos de que en una vivienda haya una persona mayor de 65 años, un joven de menos de 35 años y de un municipio menor de 5.000 habitantes, una persona con ingresos inferiores a tres veces el IPREM o una persona con discapacidad; siendo así se puede recibir una ayuda añadida que oscila entre el 40 y el 75 por ciento.

La consejera de Fomento ha recordado la colaboración de las entidades bancarias en esta convocatoria, gracias un convenio rubricado por cinco firmas con la Consejería que ofrece ventajosas condiciones de financiación para optar al 50 por ciento que no está subvencionado con estas ayudas.