El concejal de Urbanismo, , ha explicado este martes tras la Comisión de Urbanismo, Infraestructuras y Servicios Públicos los trámites a seguir para el desarrollo de suelo urbanizable en el Polígono industrial con una superficie de 206.000 metros cuadrados. “Iniciamos un proceso de información pública y un procedimiento de concertación con las administraciones para llevar a cabo el desarrollo de suelo industrial”, ha explicado.

En este sentido, el responsable municipal ha señalado que en el procedimiento de concertación el Ayuntamiento mantendrá conversaciones con la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha y, en concreto, con la Consejería de Cultura dada la posibilidad de restos arqueológicos en las vegas del río Tajo, y también con la (CHT) y con para lo que hablaremos con la Junta de Comunidades y específicamente con Cultura, con la CHT y con el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias, ADIF.

“Con este desarrollo se enriquecen las posibilidades para que las empresas sigan interesándose y estableciéndose en , ya que nuestra ciudad es un foco de atracción industrial y de inversiones”, ha indicado José Pablo Sabrido, además de señalar que de los 206.000 metros cuadrados de suelo urbanizable a desarrollar un total de 30.000 metros cuadrados se destinarán a zonas verdes, 18.000 a viales de comunicación y 151.000 metros cuadrados a suelo industrial, siendo la parcela mínima una vez urbanizada la zona de 10.000 metros cuadrados.

En cuanto a la urbanización de esta superficie, propiedad de la (Sepes) y de la empresa ., se barajan dos posibilidades, o bien que sea el propio Ayuntamiento de Toledo el que ejecute la obra, o una empresa a partir de una adjudicación pública.

Como ha explicado José Pablo Sabrido, la urbanización de este terreno ubicado al sureste del Polígono industrial tendrá que contar con cerramientos homogéneos, que la calidad de lo que se urbanice sea excelente y en el proyecto también se ha previsto un sistema de drenaje sostenible.

Una vez pasada la información pública y el concierto entre administraciones, el concejal de Urbanismo ha apuntado que se someterá a aprobación inicial y después a aprobación definitiva. “Es un proceso que el Ayuntamiento inicia de oficio por ser más rápido, irá con celeridad puesto que ya es una parcela urbanizable y no está sujeta a un expediente medioambiental”.