La Diputación de ha decidido no colaborar económicamente con el Ayuntamiento de Guadamur en la celebración de las Jornadas Visigodas de 2016.

El ha decidido anular el convenio con el Ayuntamiento de Guadamur que se encontraba en fase de tramitación y aún no había sido aprobado en Junta de Gobierno para su posterior firma.

Una decisión que se adopta después de que ayer la Diputación dejara en suspenso la tramitación administrativa de ese acuerdo y después de haber comprobado lo inaceptable de parte del contenido de la proyección del espectáculo de luz y sonido incluido en este evento.

La Diputación de Toledo no va a apoyar con dinero público espectáculos en los que se ensalcen las figuras de dictadores como y mensajes que no tengan encaje en nuestro sistema democrático y constitucional.