Una vez concluido el torneo, el de más envergadura de Castilla-La Mancha y escalando puestos en España en solo tres ediciones, los vencedores han sido Marianistas de Ciudad Real, en benjamín mixto, que venció 27-15 al madrileño Maravilla-La Salle; (), en alevín mixto, que se impuso al Ciudad Imperial 19-9; Espihno (Portugal), en infantil femenino, al vencer 18-14 al guipuzcoano Pulpo de Zumaya; , en infantil masculino, que ganó al Maravillas por 18-14; Retamar de (Ciudad Real), en cadete femenino, que superó a las portuguesas del Espinho 18-15; Amigos del Balonmano (Madrid), en cadete masculino, que logró el triunfo en un partido vibrante ante los argelinos del Bilda por 20-19; y el , en juvenil femenino y masculino, ya que las chicas fueron primeras en un triangular y los chicos se hicieron con la espada tras vencer al Elda () en su final por 25-14.

800 fueron los jugadores que han tomado parte en el tercer torneo organizado por el Club Balonmano Ciudad Imperial, en colaboración con la Concejalía de Deportes del Ayuntamiento de Toledo y su Patronato . Del jueves 26 al domingo 29 de junio, la ciudad se llenó de jugadores de todas las edades con su acreditación al pecho, benjamines, alevines, infantiles, cadetes y juveniles, junto a técnicos y familiares, “que han podido disfrutar de un torneo muy bien organizado y de una ciudad abierta a todos en unos días ideales para visitarla”, señala en concejal de Deportes, Alfonso Martín, que fue el encargado, junto al presidente del club anfitrión, de entregar las espadas como premio a los equipos vencedores del torneo, que puso el colofón en el municipal ‘Javier Lozano Cid’.