Así lo ha indicado el presidente de la Fundación, , en una rueda de prensa posterior a la sesión conjunta de las Reales Academias de Bellas Artes de , , la de Bellas Artes y Ciencias Históricas de Toledo, y la , , junto a los comisarios de la exposición ‘El Griego de Toledo’, y ‘El Greco: arte y oficio’, .

En ese contexto, Marañón, que ha destacado las “dimensiones históricas” de esta cita cuando quedan 29 días para que termine la conmemoración del Año Greco, ha aludido al futuro para asegurar que aunque este evento termina “su estela tiene que continuar”, a través de las administraciones públicas y la sociedad civil, y para eso van a poner “ilusión y medios para dejar encauzadas” distintas actividades “muy distintas”.

Así, la Fundación quiere poner en marcha un festival de música en la capital regional así como un centro para que un equipo de investigadores repasen todos los archivos principales de Toledo para ver “qué otros documentos importantes en torno al Greco pueden encontrase”.

En este punto, Gregorio Marañón ha comentado que “por pura casualidad, buscando información sobre un canónigo propietario del Cigarral de Menores, han aparecido dos documentos muy importantes sobre el Greco en la Catedral”. En concreto, son dos documentos contables de la relación del pintor con la Catedral, que hacen referencia al marco del Expolio y a su dorado, y tienen “una firma preciosa”, ha dicho.

AÑO “BRILLANTE”

Igualmente, la Fundación quiere poner en marcha una red de propietarios privados y públicos de obras del Greco, para que estén en contacto, y alcanzar un acuerdo con el Museo del Prado para terminar y publicar los dos tomos que faltan del catálogo razonado que inició José Álvarez Lopera sobre el pintor cretense. “Faltaban medios, pero vamos a ver de qué manera podemos dejar eso establecido”, ha confesado Marañón.

De otro lado, el presidente de la Fundación El Greco 2014 ha valorado el “altísimo componente académico, el rigor, la seriedad intelectual y la máxima búsqueda de la excelencia” de todo el equipo que ha desarrollado el proyecto durante este año que ha definido como “brillante”, y del que también ha querido reseñar la participación cívica.

“Este cierre académico destaca ese valor intelectual, esa seriedad de simposios y congresos. Aquí hemos estado haciendo cultura durante los 12 meses del Año Greco”, ha concluido Gregorio Marañón.

Por su lado, el director de la ha comentado que el Año Greco ha sido “magnífico” y que Toledo es “una maravilla” porque “resiste el paso del tiempo y tiene valores importante para la historia, y el futuro cultural de España”.

La sesión conjunta de las tres reales academias con motivo del IV Centenario de la muerte del Greco, que ha concluido con una visita a la exposición ‘El Greco: arte y oficio’ y una foto de familia, rememora la que con motivo del III Centenario se celebró en Toledo, pero ahora un siglo después con la incorporación de la academia toledana, fundada en 1916.