El subdelegado del Gobierno en Toledo, , ha recomendado al alcalde de Quismondo , promover una ordenanza contra el ruido para poder evitar las molestias causadas por los ruidos de los perros y del ‘botellón’, sobre todo durante el descanso nocturno.

Según ha informado en nota de prensa la Delegación del Gobierno, en una reunión que han mantenido, el primer edil ha estimado que en la localidad hay unos 1.500 perros, pertenecientes a unas 150 personas que disfrutan del hobby de la caza, que generan este tipo de molestias.

También han tratado las medidas a tomar contra la ocupación de viviendas y el desalojo de las ya ocupadas ilegalmente.

Por otro lado, el subdelegado ha informado en la reunión de la reforma del Código Penal puesta en marcha por el , en la que la reincidencia en los pequeños robos va a ser tipificada como delito, aunque, según ha puesto de manifiesto la Guardia Civil, el índice de delitos en la zona no ha subido respecto al mismo período de 2011.

José Julián Gregorio también ha elogiado el trabajo coordinado que están llevando a cabo en el municipio la y la Guardia Civil, “muy importante” para su seguridad, ha dicho.