A preguntas de los medios antes de copresidir en la Comisión Regional de Tráfico y Seguridad Vial, Serrano ha indicado que “el conflicto está en el mismo punto” y que la Dirección General de Tráfico “no tiene competencia ninguna en cuestiones de retribuciones de funcionarios”, que dependen del .

Ese Ministerio, ha detallado, “ha dicho en numerosas ocasiones que el dinero disponible en los presupuestos es para que haya más policías, más guardias civiles, más funcionarios de tráfico o prisiones, en lugar de subirle el sueldo a los que ya están”.

“Eso no quiere decir que sus reivindicaciones no sean justas, evidentemente el deseo de ganar más dinero no solamente lo tienen los examinadores sino todos los ciudadanos, pero desgraciadamente las partidas presupuestarias son limitadas y el dinero que hay en estos momentos tiene que servir para que haya más Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en estas calles en lugar de que sea para subirle el sueldo a un colectivo que no puede permanecer al margen de la negociación salarial del resto de funcionarios del Estado”, ha concluido.