Nicolás, a preguntas de los medios durante la apertura de un aula para alumnado con trastorno del espectro autista (TEA) en el Instituto Princesa , ha apuntado que la Junta “no quiere comprar esa parcela, pero se ve obligada porque la Tesorería no mueve baza para que las familias se queden allí y buscar una solución a más largo plazo”.

El delegado ha recordado que “en esta semana se dijo que se iba a producir el lanzamiento por parte del juez”, afirmando que el Gobierno regional “ha estado trabajando estos dos meses de manera muy importante y ha pedido tiempo al juez porque era imprescindible comprar esa parcela”.

En este sentido, ha explicado que “el edificio está en muy mal estado y hay que derribarlo”, aunque ha matizado que “la solución pasa por localizar a las familias en otro punto de la misma parcela y dotarlas de las necesidades mínimas para que vivan de forma adecuada”.

Además, ha recalcado que “la Junta es la única que se está moviendo” para solucionar este asunto y ha criticado que el Ayuntamiento de Olías del Rey y la Tesorería de la Seguridad Social “están dando la espalda a las 47 familias que están allí”.

“La sigue funcionando allí, los niños están escolarizados y se están estudiando ayudas de emergencia para algunas personas”, ha continuado.

AULA TEA

Respecto al aula TEA que se ha inaugurado este martes, el director del Instituto Princesa Galiana, , ha expresado que en aula de este centro van a trabajar tres alumnos de primero de la ESO.

Rodríguez ha apuntado que la educación en estas aulas “es abierta” y ha comentado que la idea es que los alumnos “se intenten integrar y que pase el mayor tiempo posible en el aula de referencia”.

Por su parte, Javier Nicolás ha explicado que el Ejecutivo autonómico “busca la integración de todas aquellas personas con una discapacidad, ya sea física o psíquica, para que puedan incorporarse al sistema educativo con normalidad”.

Asimismo, ha detallado que en la provincia de Toledo hay diez aulas de este tipo, cuatro de ellas en la capital regional.

También ha comentado que la integración de los alumnos en estas aulas “va a depender de los padres”, aunque ha aclarado que “en la mayoría de los casos optan de este sistema porque es mucho menos agresivo”

Finalmente, respecto a las críticas del sindicato CCOO, que apuntaba que en Castilla-La Mancha “hay centros de educación especial y escuelas infantiles con carencia de personal”, el delegado de la Junta ha respondido que el Gobierno “está trabajando en ello”, aunque ha hecho hincapié en que “se está trabajando con el presupuesto que elaboró otro equipo de Gobierno”.

“Se intentará buscar que los equipamientos educativos sean acordes a las necesidades, dentro de las limitaciones presupuestarias”, ha concluido.