• La alcaldesa, , ha denunciado este miércoles el “castigo” que están soportando los toledanos “para tapar las vergüenzas” de la ante la situación real del río “los 365 días del año” y ha asegurado que a los toledanos “no nos van a callar” en la defensa del principal recurso medioambiental de la ciudad.

Preguntada, durante la visita que ha realizado al barrio de Covachuelas, por el inicio de cuatro expedientes sancionadores a por parte de la CHT, Milagros Tolón ha señalado que esta institución “tiene un problema con el río, todos los sabemos, y no sabe cómo atajarlo ni cómo defender el río”.

Ante esta situación, la CHT “pone la lupa en nuestra ciudad para tapar sus vergüenzas” porque defiende unos intereses que son ajenos a los de Toledo y a los del resto de municipios ribereños “y lo que no puede hacer es culpabilizar a la ciudad de Toledo de cómo pasa el río todos los días ni de ser la causante de las espumas del 15 de octubre”.

La alcaldesa ha recordado que existen informes que indican alteraciones en el río aguas arriba de Toledo y días antes de producirse las espumas y que estas ya eran visibles en .

Por todo ello, la postura de la CHT “es un castigo a Toledo por alzar la voz contra la política trasvasista del y por defender el río Tajo”, ha dicho Milagros Tolón, quien ha recalcado, “muy alto y muy claro, que no nos van a callar ni nos van a tapar la boca y vamos a defender ” para lo que ha pedido la colaboración “de los cómplices de estas maniobras” en referencia al en el Ayuntamiento.