La concentración ha tenido lugar en la céntrica Plaza de Zocodover de la capital regional donde las personas allí congregadas se han situado detrás de una pancarta en la que se podía leer ‘Por las que están, las que no están las que peligran’.

Ha sido allí donde se ha leído un manifiesto en el que la Plataforma ha mostrado su repulsa “por el asesinato de Yvonne Balveze Dibos, de 82 años, la última víctima de violencia machista, en este caso a manos de su hijo con el que convivía y tras una agresión sexual”.

“En estos 16 días del año 2020 han sido asesinadas por violencia machista cuatro mujeres, tres adultas y una menor. De ellas, dos en nuestra Comunidad Autónoma y la última en nuestra propia ciudad. En los últimos 10 años han sido asesinadas 1.092 mujeres”, reza el comunicado.

Por ello, desde la Plataforma, han exigido que se dote presupuestariamente y se pongan los mecanismos, ya recogidos en la legislación —Pacto de Estado y Ley Regional—, de Prevención de la violencia de género y protección de las víctimas “de manera urgente”.

“Entendemos que mientras que no se actúe, por mucha legislación que tengamos en nuestro ordenamiento, no se frenaran los asesinatos y la violencia contra las mujeres”, señala, para pedir a la sociedad que de una manera “clara y contundente” se ponga del lado de las víctimas y “no mire para otro lado”.

Según señala, el rechazo social contra “esta lacra” tienen efecto, no sólo hacia las víctimas que se sentirán más seguras y con el respaldo suficiente para denunciar y pedir protección, sino que el aislamiento y la reprobación social contra los maltratadores y sus actos, “consigue que estos no se sientan con legitimidad para llevar a cabo esta violencia en cualquiera de sus manifestaciones”.

“Por último, trasladar a la familia y amigos de Yvonne Balveze Dibos, nuestro más sentido pésame y señalar una vez más que para nosotras cuentan todas las víctimas del terrorismo machista”.