En note de prensa, la plataforma ha explicado que, con motivo de la II Semana de la Infancia que conmemora el 30 aniversario de la declaración de sus derechos, la asociación TriBuTo está trabajando con las familias aspectos de la infancia relacionados con la educación ambiental y han elegido el Tajo como elemento vehicular. A través de la red Intermediacción llevarán a cabo un taller “performance” con niños y niñas.

Los elementos de esa escena son un enigma que podría representarse en cualquier recinto cerrado, pero las entidades organizadoras quieren que tenga una proyección más amplia, abierta y colaborativa y, tratándose de una actividad relacionada con el Tajo, han ofrecido a la Plataforma llevarlo a cabo en su próxima concentración.

“De este modo se refuerza la idea de que en la defensa del Tajo no estamos solos a pesar de que el número de participantes habitual sea escaso y de que tengamos a favor la razón y los pesos de la historia, del conocimiento científico, de la legislación europea y de las sentencias del ”, han defendido desde la Plataforma.

Así las cosas, ha explicado que la persona encargada de ejecutar la actividad es experta en este tipo de actos más o menos improvisados con niños, además de experta creativa en cuyas obras utiliza todo tipo de residuos domésticos y ordinarios (briks, tapones o botes) con los que da valor y contenido conceptual a sus creaciones.

El resultado final puede ser desde una interpretación escénica hasta una escultura. Se prevé una duración del taller de 1 hora y se requiere la participación de niños y niñas de entre 3 y 10 años aproximadamente.

“Por tanto, para esta concentración hacemos un llamamiento a la infancia, a nuestros hijos, a nuestros nietos, a la chiquillería toledana, a quienes debemos darles respuestas y no excusas, a quienes debemos entregarles un río vivo y no una cloaca inmunda”, han añadido desde la Plataforma en Defensa del Tajo.