En rueda de prensa, ha considerado que esta visita sin avisar al primer edil del municipio es “un desprecio de un mal Gobierno que no respeta a las personas, cargos e instituciones”.

“Sólo fue a vender una foto porque pasaba por allí. Hay que respetar a los alcaldes que son elegidos por sus vecinos”, ha zanjado.