El presidente de las Cortes Castilla-La Mancha, , ha realizado su particular pronóstico de cara a las próximas elecciones autonómicas en la Comunidad Autónoma, otorgando al PSOE 16 escaños —uno más que en la actualidad—; cinco a Ciudadanos —todos a costa del PP—, un partido que ahora no tiene representación; uno a Podemos, la mitad de los actuales; y una caída de cinco diputados del , siempre y cuando Vox no le reste uno por la provincia de .

En un desayuno informativo ofrecido a los medios de comunicación para hacer balance de legislatura, ha defendido su “intuición” de que el PSOE podrá gobernar con más comodidad tras las elecciones de mayo de 2018, ya que en su opinión el trabajo en el está “muy bien valorado” y desembocará en “una mayoría amplia para gobernar en solitario”. “Estamos rozando un Gobierno con mayoría absoluta”.

Ha dicho que en todo caso el PSOE castellano-manchego seguirá “trabajando con la misma ilusión” con el objetivo de que la ciudadanía vea que en la región “se gobierna para la gran mayoría de los ciudadanos”.

CENTRALIZAD EN PODEMOS Y “FISURAS” EN EL PP

El presidente de las Cortes autonómicas ha hecho un análisis de la situación de los principales partidos políticos de la región, asegurando sobre la formación morada que, tras entrar en el Gobierno, “se ha acercado más a los postulados del PSOE” mientras que los socialistas “no se han escorado” a la izquierda.

Respecto al PP, considera Fernández Vaquero que está “pendiente de cerrar heridas internas” y la elección de Paco Núñez como presidente ha producido “fisuras”, algo que según ha dicho también opinan algunos dirigentes ‘populares’.

En relación a Ciudadanos, ha opinado que en Castilla-la Mancha “no se percibe” un líder que ponga cara a su proyecto. “Es posible que si tuviese una imagen visible, tendría mejores expectativas electorales. “Aquí se va a presentar Albert Rivera”, ha asegurado.

También ha tenido palabras para Vox, a quien otorga posibilidad de coger músculo a costa del PP. “Se está alimentando del voto ‘popular’”, ha señalado.

QUINIELA MUNICIPAL

Fernández Vaquero también ha analizado el panorama municipal y la batalla electoral en las capitales de provincia y en Talavera. Así, sobre la Ciudad de la Cerámica, ha puesto el acento en que hay 5.000 votantes menos en este proceso electoral, algo que hay que tener en cuenta, y ha aseverado que el PSOE “pretende dar un giro” con la candidatura de la actual consejera de Fomento, Agustina García Élez, cabeza de cartel que aún no está confirmada pero que se da por hecho como aspirante socialista.

Acerca de la batalla en la capital regional entre los dos principales partidos, protagonizada por la actual alcaldesa, Milagros Tolón, y la ‘popular’ Claudia Alonso, ha opinado que la actual regidora “ha hecho una muy buena gestión en Toledo”, aunque pide no perder de vista un previsible auge de Ciudadanos en la ciudad. “Pero creo que Milagros va a repetir como alcaldesa”.

En Guadalajara, ha reconocido que por parte del PP, el actual alcalde y aspirante, Antonio Román, “está muy consolidado”, si bien el candidato socialista, Alberto Rojo, “es una persona muy formada y muy querida”, por lo que “puede haber sorpresas”.

La capital ciudadrealeña es otra plaza sobre la que se ha pronunciado. Tras asegurar que la socialista Pilar Zamora está haciendo una “gran labor” con el bastón de mando, ha admitido que el ‘popular’ Francisco Cañizares es “un buen candidato”.

Por parte de Albacete, ha calificado al actual alcalde, Manuel Serrano, como un mandatario “que está bien visto y que no se complica”, mientras que el candidato socialista, Emilio Sáez, “es una persona con empuje, fuerza, tirón y que muerde”. “Está todo muy interesante”.

Fernández Vaquero ha evitado hacer un análisis sobre la batalla en Cuenca, ya que ni PSOE ni PP tiene candidatos anunciados. Sobre una hipotética candidatura socialista del actual vicepresidente regional, José Luis Martínez Guijarro, ha dicho que en clave interna, él mismo se ha descartado.