, 21 de octubre de 2019.- El PSOE de Carranque quiere recordar a la secretaria general del PP de Castilla-La Mancha, Carolina Agudo, y a la alcaldesa de la localidad, , que fueron el y Cospedal quienes cerraron y abandonaron el Parque Arqueológico de y quienes provocaron el deterioro que ha sufrido en los últimos ocho años, tanto el patrimonio cultural como las instalaciones.

Los socialistas de Carranque quieren dejar muy claro que fueron los gobiernos del PSOE en la Junta de Comunidades y el Ayuntamiento de Carranque los que llevaron a que el parque arqueológico fuera un yacimiento de referencia, con la protección patrimonial que le otorgaba su declaración de Bien de Interés Cultural, asegurando la conservación del rico patrimonio que atesora y dinamizándolo como espacio de visitas y turismo para la localidad.

Fueron los recortazos de Cospedal y del PP lo que les llevó a cerrar el parque arqueológico de Carranque en 2012, buscando su privatización, en la que fracasaron, para que al final el Ayuntamiento fuera el que se encargase de la gestión del yacimiento.

Todo ello ha provocado en los últimos ocho años el mal estado de conservación que presentan en estos momentos los restos arqueológicos del parque, debido a la ausencia de labores de conservación y restauración y la supresión de las importantes campañas arqueológicas, tal y como se puede comprobar con una simple visita al parque.

Como la que han hecho la secretaria general del PP de Castilla-La Mancha, acompañada por la propia alcaldesa de Carranque, quien debería haber hablado de cómo hay mosaicos sucios y con teselas sueltas en la o muros de los que empiezan a desprenderse elementos, en algunos casos de gran valor histórico y atractivo para el público como es la pérdida casi en su totalidad de la huella de una caligae (sandalia romana) de uno de los muros del Palatium.

Agudo y Guzmán deberían hablar del deterioro de las instalaciones, como el auténtico vertedero en que se ha convertido el que el PP desmanteló y que servía como lugar de recepción de visitantes y de exposición de las piezas del yacimiento, y que ahora es un maremágnum de cosas amontonadas en el que yacen abandonadas piezas de diversa índole.

Sin duda, una auténtica aberración y atentado contra el patrimonio arqueológico de Carranque de las que tanto Agudo como la alcaldesa deberían reconocer sus responsabilidades.

Y lo que ya no podemos tolerar desde el Grupo Socialista en la Diputación a Amelia Guzmán es hablar de creación de empleo porque fue con el PP gobernando el Ayuntamiento de Carranque, de cuyo equipo de Gobierno la actual alcaldesa formaba parte, cuando se despidieron a los 12 trabajadores que en 2013 trabajaban en el parque arqueológico. Hoy la plantilla solo es de 5 personas.

La gestión municipal del ayuntamiento en estos años no ha sido eficaz y ha tenido como consecuencias el deterioro de este yacimiento, que es una fuente de riqueza y desarrollo turístico para el municipio, tan vinculado al pueblo de Carranque desde el momento en que abrió sus puertas.

Desde el Grupo Municipal Socialista consideramos que el Ayuntamiento de Carranque por si solo no tiene capacidad económica ni técnica para poder mantener las instalaciones del parque en condiciones óptimas y es necesario adoptar medidas que garanticen un modelo de gestión que mejore las instalaciones y asegure la conservación de su valioso patrimonio arqueológico que es un legado para las generaciones futuras.

Y así se lo vamos a exigir a la alcaldesa y vamos a solicitar que se trabaje en este aspecto tanto si el parque tiene gestión municipal o autonómica porque no podemos olvidarnos que nos encontramos ante un bien finito, que tiene un enorme valor y que si no se protege puede llegar a desaparecer.