De las Heras, que es también el párroco de la Virgen de la Salud de Barbatona (Guadalajara), ha invocado a Dios para en este Domingo de Ramos pedirle proteja a los sanitarios y a los enfermos, a los difuntos, a quienes hacen posible que este confinamiento sea más llevadero, así como las palmas y los ramos de este Domingo de Ramos.

También ha tenido un recuerdo especial para los trabajadores de los servicios básicos, tiendas de comestibles, supermercados, suministros telecomunicación, comunidad científica, agentes y fuerzas de seguridad, limpiadoras y barrenderos que desinfectan las calles, a ellos también ha querido enviar su bendición también por vía whatsApp.

“Va por todos, más de corazón que nunca, porque el sacerdote sirve a su pueblo de mil maneras, pero lo hace sobre todo cuando ora por el pueblo que le ha sido confiado, y ese es mi compromiso estos días”, ha apuntado el deán, compartiendo también con los fieles un pequeño rezo conjunto para compartir.